¿Adónde va la televisión peruana?

Los días siguen pasando y la SNRTV no resuelve las denuncias presentadas por Valores Humanos.

Como sabemos en lo referente a la regulación de los contenidos emitidos por radio y televisión en nuestro país rige el Mecanismo de Autorregulación. Cuando se hace referencia a este término, se entiende el mecanismo por el cual una entidad es capaz de regularse a sí misma en forma voluntaria, programada y controlada. (1)

¿Se puede esperar que la SNRTV funcione voluntaria, programada y controladamente? Esta asociación que agrupa a los principales medios de comunicación comerciales de nuestro país es juez y parte a la hora de resolver las quejas de los ciudadanos y no existe ningún organismo ni entidad pública o privada que evalúe su gestión.

Desde agosto del 2016 Valores Humanos ha presentado ante el Comité de Ética de la SNRTV, 4 quejas las cuales han sido aceptadas y supuestamente se encuentran en proceso de resolución. A la fecha solo ha dado respuesta a la denuncia por la novela “Valiente Amor” (América TV), la cual pese a la excesiva violencia y agravios contra la mujer que se difundieron en horario familiar, fue declarada infundada.

Con fecha 02 de diciembre informaron que en el plazo de 05 días enviarían la notificación (indispensable para presentar la apelación), pero hasta el momento no llega dicho documento.

Las otras denuncias que siguen sin resolverse son contra América TV por la parodia al héroe Francisco Bolognesi realizada por Carlos Alvarez en el programa “Habla bien”, contra ATV por el programa “Caso cerrado” y contra Latina por “Amor, amor, amor”.

Se terminó el 2016 y la SNRTV no hizo nada ¿exceso de trabajo o falta de interés? Ante este silencio consultamos al Concortv y nos recomendaron denunciar ante el MTC. Presentamos la denuncia ante la Dirección de Supervisión y Control del MTC, organismo que demostrando ser totalmente ignorante en el tema, respondió vía correo electrónico que presentemos nuestra queja al Concortv ¿?

Al parecer estamos en un país donde todo queda en bonitos slogans: juntando familias, siempre más, etc., pero realmente ¿a quién le importa adónde va la televisión peruana? ¿a los canales? ¿al gobierno? ¿a los anunciantes?

Lo único que queremos es que mejoren los contenidos, que se deje de explotar a los mismos personajes faranduleros que exponen sus vidas día a día, menos realities y chismes, menos violencia en las producciones nacionales y noticieros. En resumen el cumplimiento de la ley: información veraz, sano entretenimiento y cultura para nuestros hijos.

Pedimos anunciantes y auspiciadores comprometidos y responsables, que exijan calidad y cumplimiento de la Constitucion y las leyes y que no tengan al rating como parámetro para colocar su publicidad.

Finalmente si la SNRTV  y el gobierno desean fortalecer la autorregulación deben ser los primeros en cumplir y hacer cumplir sus procedimientos.

Esperamos que este año empiecen a cambiar las cosas de otra manera, tal como estamos, no iremos a ningún lado.

(1) Fuente: http://importancia.de/autorregulacion/#ixzz4UFG3racr

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *